Las agencias de la ONU y la UE lanzan un nuevo proyecto contra el trabajo infantil en la industria del café

Miriam Apolinar Sánchez

La Organización Internacional del Trabajo (OIT), la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), el Centro de Comercio Internacional (CCI) y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), con el apoyo financiero de la Unión Europea (UE), han lanzado un nuevo proyecto para combatir las causas profundas del trabajo infantil en las cadenas de suministro de café y cobalto.

El Proyecto CLEAR Supply Chains, también conocido como «Acabar con el trabajo infantil en las cadenas de suministro: Abordar las causas profundas del trabajo infantil mediante un enfoque por zonas», se presentó en la feria World of Coffee en Copenhague, Dinamarca, el 28 de junio de 2024.

El 70% del trabajo infantil se produce en la agricultura, y el riesgo en la cadena de suministro del café es especialmente elevado debido a causas multidimensionales y complejas. Estas incluyen la pobreza, la vulnerabilidad social, lagunas en los marcos jurídicos y normativos, protección social inadecuada y obstáculos a la educación gratuita y de calidad. Además, hay factores específicos del café y otros cultivos comerciales, como los precios de la explotación agrícola, la inseguridad alimentaria, la volatilidad de los precios y los efectos del cambio climático.

Aprovechando la experiencia única de cada agencia asociada, el Proyecto CLEAR Supply Chains pretende abordar estas causas mediante el desarrollo y la puesta a prueba de intervenciones integradas en algunos de los principales países productores de café, como Honduras, Uganda y Vietnam. También se basará en el trabajo existente en la cadena de suministro de minerales, especialmente en la República Democrática del Congo (RDC), principal productor mundial de cobalto. Además, el proyecto buscará compartir y ampliar los conocimientos y la experiencia adquiridos a otros países y cadenas de suministro.

En la presentación mundial del proyecto, asistieron ponentes de asociaciones y redes mundiales del café, países socios y organismos de la ONU. Los representantes participaron en paneles interactivos sobre trabajo infantil y trabajo decente en la cadena de suministro del café. Este evento brindó una importante oportunidad para destacar la cuestión del trabajo infantil y la diligencia debida en la industria cafetera, así como para identificar sinergias y oportunidades de colaboración con el proyecto.

De cara al futuro, el proyecto continuará colaborando estrechamente con las asociaciones mundiales del café y los actores de la cadena de suministro, utilizando los conocimientos generados a nivel nacional para fomentar un enfoque centrado en las causas profundas, la diligencia debida adecuada y la inversión en prevención.